Cine Críticas

Retrospectiva: Crítica de The Nightmare Before Christmas

En 1991,Tim Burton era un cineasta tan reconocido que se le concedió luz verde a uno de sus proyectos más queridos: “The Nightmare Befor Christmas“. Desgraciadamente el director no pudo estar a cargo de la película por su agenda con Batman Returns.

A pesar de que fue dirigida con suficiente competencia por Henry Selick, esta innovadora película de animación en stop-motion tiene el ADN de Burton de principio a fin, ya que el cineasta preña con su visión la película mientras controla cada aspecto como productor.

A medida que la película comienza en el retorcido,  pintoresco pueblo de “Halloweentown”, Jack Skellington, quien tiene una doble voz, la de Chris Sarandon y el colaborador de Burton Danny Elfman, está celebrando otro “horrible” Halloween. Cada personaje se ve elaborado con cariño, desde los zombies que tocan jazz, los Cuatro Tenores Vampiros, el hombre lobo y el Dr. Finklenstein que ocasionalmente veremos cómo abre su cráneo para (literalmente) rascarse el cerebro. ; Su creación, una espantapájaros al estilo de Frankenstein llamada Sally (Catherine O’Hara), anhela el contacto con otros y siente especial afecto hacía Jack Skellington.

Jack se está cansando de la misma rutina año tras año, y debido a que está tan abatido por el aburrimiento, se adentra en el oscuro bosque fuera de las fronteras de la ciudad, y tropieza accidentalmente en el maravilloso y alegre mundo de “Christmastown”. Atraído por su esplendor, decide devolver su descubrimiento a los residentes de Halloweentown, quienes están tan sorprendidos por la Navidad como él. Jack tiene la brillante idea de hacerse pasar por “Sandy Claws”, por lo que contrata a tres ladrones para secuestrar al verdadero Papá Noel para que él pueda compartir su propia visión equivocada de la Navidad con un mundo que no está preparado.

Esmerada y meticulosamente elaborada, “The Nightmare Before Christmas” es una película hermosa y maravillosa de principio a fin. Con Henry Selick como director y Michael McDowell y Caroline Thompson como guionistas, Burton ha diseñado los mundos de Halloween y Navidad con una visión muy original, trabajando en los clichés de cada festividad y rodeando los mundos con una gran cantidad de personajes terroríficos e inolvidables.

El  ambiente que Henry Celiac captura en ” b” es realmente impresionante. Las ciudades y el entorno en el que viven estos personajes son visualmente desconcertantes, pero a la vez descriptivos y desarrollan perfectamente el estado de ánimo de la producción. Nosotros, como audiencias hambrientas de originalidad e imaginación, somos capaces de entrar en un ámbito tan creíble e incansablemente convincente que disfrutamos hasta el último minuto.

The Nightmare Before Christmas” no es necesariamente una película para niños, ya que puede resultar demasiado bizarra o fanática para los más pequeños. Sin duda, es una producción musical y, a veces,  se puede sentir que las canciones reemplazan el desarrollo esencial del producto. Sin embargo, los números musicales son desafiantes y memorables, contienen pasión y emoción. La imagen es un paseo por la mente de algunos de los cineastas más imaginativos de nuestro tiempo. “The Nightmare Before Christmas” se titula maravillosamente, aunque la película no es realmente una pesadilla, sino un sueño, un sueño hecho realidad, especialmente para esta época del año.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s