Filmmaking Listas

4 libros que deberías leer para dirigir actores

Como cineastas, a veces solemos caer en el error de centrarnos en el aspecto técnico de nuestra película, sobre todo cuando vamos comenzando, creemos que un buen resultado visual y sonoro es sinónimo de un trabajo completo, no siempre tiene que ser así. Existen un elemento, en el que todo el esfuerzo técnico  e incluso artístico desde la concepción del guión, recaerá. Este es: el actor.  Generalmente al pensar en un buen actor nuestra mente se irá y empezará a fantasear con las grandes estrellas de Hollywood o nacionales, esto suele ser un error, un nombre no es sinónimo de buena actuación; es nuestro trabajo como directores conseguir que ese actor de lo mejor de sí.

El potencial del actor siempre estuvo allí, solo se necesita una persona que sepa estimular o mencionar la palabra correcta al actor para que como un acto de magia se transforme en el personaje que nos ha logrado conquistar en pantalla. ¿ Cómo llegamos a eso? . Bueno , hay gente que nace con el don de la comunicación y empatía y es fácil transmitírsela a  sus actores , pero una buena guía de estudio no viene demás.:

#1 El poder de la Actuación – Ivana Chubbuck

 

Libro nominado bestseller por el periódico Los Angeles Times best seller. Ivana Chubbuck es la eminente coach actoral de actores de Hollywood, fundadora de su propia escuela. En este libro nos da a conocer su novedosa técnica que ha lanzado al estrellato a muchas de las figuras con más renombre de Hollywood como Charlize Theron, Brad Pitt, Elisabeth Shue, Djimon Hounsou, y Halle Berry.
El método ayuda al actor a obtener resultados tan dinámicos como efectivos, movimientos y sentimientos reales. Para muchos de los grandes talentos de nuestros días, el Método Chubbuck constituye el principio rector de la actuación en el siglo XXI. Ivana Chubbuck ha desarrollado un programa docente que, a partir de las teorías de los grandes – Stanislavski, Meisner, y Hagen – avanza hacia la utilización de las emociones y el dolor psíquico ya no como fines en sí mismos, sino como motores para lograr un objetivo. Además de los doce pasos que integran el método, el texto incluye fragmentos de obras y guiones famosos, clásicos y contemporáneos, y demuestra, línea por línea, cómo analizarlos siguiendo las premisas ideadas por la autora.

#2 La construcción del personaje – Constantin Stanislavski

LA CONSTRUCCIÓN DEL PERSONAJE: STANISLAVSKI, Constantini

 

Fue el fundador en 1897 del Teatro del Arte de Moscú. Stanislavski ocupa un puesto destacado en la reformulación de la labor interpretativa planteada a principios del siglo xx, por su desarrollo de una concepción teatral basada en la adecuada ambientación de cada obra y la preparación psicotécnica del actor. LA CONSTRUCCIÓN DEL PERSONAJE fue su último libro, en una serie incompleta. Publicado póstumamente aborda los pasos que un actor debe realizar desde caracterización física de los actores, el vestuario, la expresión corporal, la plasticidad del movimiento, la contención y el control, la dicción y el canto, la acentuación y la expresividad, el ritmo en el movimiento y el lenguaje, la ética teatral, etc.­ da fe de la riqueza de experiencias, el talento didáctico y el sentido dramático del gran actor y director de escena. Rompe con la tradición de una actuación técnica y mecanizada, grandilocuente y enfoca su dirección hacia el naturalismo y carácter orgánico de la interpretación.

#3 Lecciones para el Actor Profesional – Michael Chejov

Imagen relacionada

 

Chejov, discípulo de Stanislavsky dejó dentro de su legado este maravilloso libro que recopila extraordinarias clases magistrales junto con numerosos ejercicios, que él mismo ofreció en su estudio en Nueva York en 1941 para el entrenamiento de actores profesionales en su técnica y filosofía de la interpretación. A lo largo de catorce capítulos, que se corresponden con las catorce históricas lecciones que tuvieron lugar en Nueva York, Chejov va revelando los aspectos más desconocidos de su técnica actoral a partir del trabajo con diferentes escenas.

#4 La dirección de Actores en Cine – Alberto Miralles

El libro se nos plantea abordar a los actores como personas antes que personaje, abandonando lo poco que saben de sí mismos para ser otros de los cuales no saben nada. Es un salto en el vacío. Ellos permanece­rán en la nada hasta rellenarla con información. Es por ello por lo que es­tán continuamente pre­guntan­do: ¿cómo es mi personaje? ¿Por qué hace o dice tal cosa? ¿Por qué debo hacer esto y no lo otro? An­siosas preguntas que quieren dar respuesta a la complejidad del alma humana. El director es el encargado de dar respuesta u orientar al actor para que por su propia cuenta vaya desmenuzando y recomponiendo los elementos hasta encontrar la verdad en su personaje. Los filósofos saben que la actitud de preguntar su­po­ne la aparición de la consciencia, ¿Qué soy, de dónde vengo?  Es eso, y no otra cosa, lo que buscan los actores: dotar de consciencia a sus personajes para hacerlos profundos, con trasfondo. Y el director debe ayu­darles a superar esta castrante in­seguridad u obtendrá de ellos re­sul­tados artísticamente pobres.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s